Comprensión de los centros de datos: una guía completa sobre tipos, funcionalidades y la nube

Comprensión de los centros de datos: una guía completa sobre tipos, funcionalidades y la nube
Centros de datos

Centros de datos son el corazón palpitante de la era digital, la infraestructura crítica que impulsa nuestro mundo interconectado e impulsado por Internet. Son vastos depósitos de servidores, sistemas de almacenamiento y equipos de red que almacenan, procesan y distribuyen cantidades masivas de datos. Los centros de datos se clasifican en cuatro tipos, cada uno con distintos niveles de redundancia y tolerancia a fallas: Nivel I, II, III y IV. Cada tipo satisface distintas necesidades comerciales, equilibrando el costo con el rendimiento y la confiabilidad. A medida que avanzamos hacia la era de la computación en la nube, es fundamental comprender el papel y la funcionalidad de los centros de datos. Esta guía proporciona una mirada en profundidad al mundo de los centros de datos, sus tipos, sus mecanismos de trabajo y su relación cambiante con las tecnologías de la nube.

Introducción a los centros de datos

Introducción a los centros de datos

¿Qué es un centro de datos?

Un centro de datos es una instalación física dedicada, que a veces abarca varios edificios, donde una organización alberga su equipo de TI crítico: servidores, dispositivos de almacenamiento, bases de datos y sistemas de red. Estos centros funcionan como el cerebro de una empresa, gestionando, procesando y difundiendo enormes cantidades de datos necesarios para sus operaciones. Equipados con fuentes de alimentación de respaldo, conexiones de comunicaciones de datos, controles ambientales (por ejemplo, aire acondicionado, extinción de incendios) y medidas de seguridad, garantizan el funcionamiento continuo de los sistemas de TI de una organización. En la era del Big Data y la computación en la nube, su papel se ha vuelto aún más prominente, proporcionando la infraestructura para Internet de alta velocidad y servicios en la nube.

Tipos de centros de datos

Tipos de centros de datos
Tipos de centros de datos
Fuente de imágenes: https://geekflare.com/

Centros de datos tradicionales

Los centros de datos tradicionales son la forma original de centros de datos que poseen todos sus servidores, almacenamiento y redes. Por lo general, se instalan en una instalación alquilada o propiedad de la empresa y son administrados por personal de TI interno. Si bien brindan un alto control sobre la seguridad física y de la red, estos centros a menudo requieren importantes inversiones de capital y gastos operativos. También requieren la gestión de sistemas de refrigeración, suministro de energía y medidas de seguridad física, lo que los hace consumir muchos recursos. Además, su incapacidad para escalar rápidamente puede plantear un desafío frente a las necesidades empresariales en rápida evolución. A pesar de estas limitaciones, las empresas con datos susceptibles suelen optar por centros de datos tradicionales para mantener el máximo control y supervisión.

Centros de datos modernos

Los centros de datos modernos son una evolución significativa de sus contrapartes tradicionales y ofrecen amplios beneficios como escalabilidad, rentabilidad y resiliencia. Estos centros suelen aprovechar la tecnología de la nube y proporcionar recursos informáticos virtualizados a través de Internet. Con el uso de software avanzado de gestión de infraestructura de centros de datos (DCIM), pueden gestionar eficientemente las operaciones y los equipos del centro de datos, garantizando una utilización óptima de los recursos y un consumo de energía reducido. Además, los centros de datos modernos ofrecen una escalabilidad superior, lo que permite a las empresas adaptarse rápidamente a las necesidades cambiantes agregando o reduciendo capacidad. También proporcionan sólidas soluciones de recuperación ante desastres, lo que garantiza la continuidad del negocio incluso ante interrupciones inesperadas. A pesar de las posibles preocupaciones sobre la seguridad de los datos en la nube, los centros de datos modernos emplean protocolos de seguridad estrictos, que incluyen cifrado, firewalls y sistemas de detección de intrusiones, para proteger la información confidencial. Por lo tanto, los centros de datos modernos representan una opción convincente para las empresas que buscan equilibrar la eficiencia operativa, la rentabilidad y la seguridad de los datos.

Centros de datos en la nube

Los centros de datos basados en la nube representan la última tendencia en evolución y ofrecen inmensa flexibilidad, escalabilidad y ventajas de costos. Estos centros de datos utilizan la vasta infraestructura de la nube, lo que elimina la necesidad de que las empresas inviertan mucho en la construcción y el mantenimiento de sus centros de datos físicos. En cambio, recursos como potencia de procesamiento, almacenamiento y capacidades de red se proporcionan como un servicio que puede ampliarse o reducirse según los requisitos del negocio. Esto significa que las empresas sólo pagan por lo que utilizan, lo que genera importantes ahorros de costes. Además, los centros de datos en la nube no están vinculados a una ubicación física específica, lo que ofrece la capacidad de alojar aplicaciones y datos en múltiples geografías para mejorar el rendimiento y la redundancia. Esto también facilita la colaboración global y el intercambio de datos de forma segura. En términos de seguridad, los centros de datos en la nube se benefician de las continuas actualizaciones de seguridad proporcionadas por los proveedores de servicios en la nube, lo que mejora aún más la protección de los datos. Por lo tanto, los centros de datos basados en la nube ofrecen una potente combinación de flexibilidad, rentabilidad y seguridad sólida, lo que los convierte en una opción ideal para empresas de todos los tamaños.

Diseño de centro de datos

Diseño de centro de datos

Componentes de un centro de datos

Un centro de datos típico incluye varios componentes críticos que funcionan en armonía para garantizar un procesamiento, almacenamiento y transmisión de datos sin problemas.

  • Servidores: Estos son el corazón del centro de datos y proporcionan la potencia de procesamiento para ejecutar aplicaciones, almacenar datos y facilitar las capacidades de conexión en red.
  • Sistemas de almacenamiento Incluye dispositivos como discos duros y unidades de estado sólido que almacenan los datos procesados y utilizados por los servidores.
  • Infraestructura de red: Esto incluye enrutadores, conmutadores y firewalls que conectan los servidores y sistemas de almacenamiento, facilitando la transmisión de datos dentro del centro de datos y a redes externas.
  • Infraestructura eléctrica comprende unidades de distribución de energía y sistemas de suministro de energía ininterrumpida que garantizan un suministro de energía continuo al centro de datos, incluso durante cortes de energía.
  • Sistemas de refrigeración: Estos ayudan a mantener temperaturas óptimas dentro del centro de datos, evitando el sobrecalentamiento de los componentes de hardware.
  • Sistemas de seguridad: Estas consisten en medidas de seguridad física, como cámaras de vigilancia y controles de acceso biométricos, y medidas de ciberseguridad, como cifrado y sistemas de detección de intrusos.

Todos estos componentes deben administrarse y monitorearse de manera efectiva para garantizar el rendimiento y la seguridad óptimos del centro de datos.

Arquitectura del centro de datos

La arquitectura de un centro de datos se refiere a la disposición física y lógica de sus recursos y equipos. Una arquitectura bien planificada es esencial para gestionar y optimizar de manera eficiente los recursos del centro de datos.

Lo tipico arquitectura del centro de datos incluye tres capas principales:

  • Capa central: También conocida como columna vertebral, esta capa es responsable del transporte de datos rápido y confiable entre capas de distribución. La capa central garantiza escalabilidad y proporciona redundancia para mantener las operaciones en caso de falla.
  • Capa de distribución: Esta capa sirve como punto de comunicación entre las capas central y de acceso. Es responsable de la conectividad basada en políticas, incluida la implementación de seguridad, QoS (calidad de servicio) y enrutamiento entre subredes.
  • Capa de acceso: Este es el punto de entrada a la red para dispositivos finales como servidores y sistemas de almacenamiento. Proporciona conectividad a recursos en red e implementa políticas de red y seguridad para dispositivos conectados a nivel de puerto del conmutador.

Estas capas funcionan en conjunto para garantizar un flujo de datos fluido, una alta eficiencia y una seguridad sólida en el centro de datos. Comprender la arquitectura puede ayudar a las organizaciones a planificar y diseñar sus centros de datos de manera más efectiva, alineando su infraestructura de TI con sus necesidades comerciales.

Seguridad del centro de datos

Seguridad del centro de datos

La importancia de la seguridad del centro de datos

La seguridad del centro de datos es primordial en esta era de crecientes amenazas cibernéticas. El centro de datos, el depósito de la información crítica de una organización, es un objetivo principal para los ciberdelincuentes. Una violación de la seguridad podría provocar resultados devastadores, incluida la pérdida de datos, el acceso no autorizado a información confidencial y un tiempo de inactividad significativo, lo que podría dañar la reputación de la organización y provocar pérdidas financieras considerables. Por lo tanto, implementar medidas de seguridad sólidas en el centro de datos no es negociable. Estas medidas abarcan la seguridad física, la seguridad de la red y la seguridad de los datos, todas diseñadas para proteger la integridad, disponibilidad y confidencialidad de los datos. Al reforzar la seguridad del centro de datos, las organizaciones salvaguardan sus activos críticos y fortalecen la resiliencia empresarial general.

Medidas de seguridad en los centros de datos

Los centros de datos emplean diversas medidas de seguridad para prevenir amenazas físicas y cibernéticas.

Medidas de Seguridad Física: Estas incluyen medidas como controles de acceso, cámaras de vigilancia, sistemas de autenticación biométrica y alarmas. El objetivo es evitar el acceso no autorizado a las instalaciones del centro de datos. En algunos centros de datos altamente seguros, estas medidas pueden incluir trampas y guardias de seguridad.

Medidas de seguridad de la red: Estos involucran firewalls, sistemas de detección de intrusiones (IDS), sistemas de prevención de intrusiones (IPS) y segmentación de redes. El propósito de estas medidas es salvaguardar la infraestructura de red del centro de datos de las amenazas cibernéticas.

Medidas de seguridad de datos: Estos incluyen cifrado, gestión segura de claves, enmascaramiento de datos y borrado de datos. Estas medidas protegen los datos, garantizando que permanezcan confidenciales e intactos incluso en caso de una violación de seguridad.

Además, los centros de datos implementan planes de recuperación ante desastres y continuidad del negocio para mantener las operaciones o reanudarlas rápidamente en caso de un incidente importante. Estas medidas de seguridad integrales protegen los datos vitales de una organización y preservan su integridad operativa.

Servicios de centro de datos

Servicios de centro de datos

Almacenamiento y gestión de datos

Los centros de datos albergan grandes cantidades de datos a través de una variedad de sistemas de almacenamiento, incluido el almacenamiento conectado a la red (NAS), la red de área de almacenamiento (SAN) y el almacenamiento conectado directo (DAS). Estas sólidas soluciones de almacenamiento están diseñadas para garantizar una alta disponibilidad, redundancia y escalabilidad de los datos, lo que permite un acceso y una recuperación de datos sin problemas. Además, los centros de datos implementan estrategias de gestión de datos como la gestión de almacenamiento jerárquico (HSM) y la organización por niveles de almacenamiento automatizada. Estas estrategias optimizan los recursos de almacenamiento moviendo automáticamente datos entre medios de almacenamiento de alto y bajo costo según patrones y políticas de uso. Al gestionar eficientemente el almacenamiento de datos, los centros de datos salvaguardan la información crítica de una organización y garantizan que se pueda acceder a ella y utilizarla cuando sea necesario, mejorando así la productividad y la resiliencia empresarial.

Servicios en la nube y nube híbrida

Los servicios en la nube son una oferta central de los centros de datos modernos. Proporcionan a los clientes recursos informáticos virtualizados a través de Internet. Este modelo de servicio elimina la necesidad de que las empresas mantengan su infraestructura física, lo que reduce los costos y permite una asignación de recursos escalable según la demanda. Esto hace que los datos y las aplicaciones sean accesibles desde cualquier dispositivo con conectividad a Internet, lo que mejora la flexibilidad y la eficiencia operativa.

Una nube híbrida es un entorno informático que combina una nube pública y una privada al permitir que se compartan datos y aplicaciones entre ellas. Este modelo brinda a las empresas un mayor control sobre sus datos, permitiéndoles mantener información confidencial en una nube privada mientras utilizan los amplios recursos computacionales de una nube pública para tareas menos confidenciales. Con el modelo de nube híbrida, las empresas pueden lograr una eficiencia y rentabilidad óptimas mientras mantienen altos niveles de seguridad de los datos y cumplimiento normativo.

Infraestructura de soporte

Infraestructura de soporte

Sistemas de energía y refrigeración

Los Sistemas de Energía y Refrigeración forman parte fundamental de la infraestructura de soporte en los centros de datos. Los sistemas de suministro de energía confiables, equipados con unidades ininterrumpibles (UPS) y generadores de respaldo, garantizan el funcionamiento continuo de servidores y otros equipos, protegiendo contra posibles interrupciones o fallas de energía. Por otro lado, los sistemas de refrigeración son vitales para mantener una temperatura de funcionamiento óptima dentro del centro de datos. El sobrecalentamiento puede causar fallas en el equipo o pérdida de datos. Por lo tanto, se implementan sistemas de refrigeración sofisticados, como acondicionadores de aire para salas de ordenadores (CRAC) y soluciones de refrigeración líquida, para disipar el calor generado por los servidores. Estos sistemas trabajan juntos para mantener la estabilidad y confiabilidad del entorno del centro de datos, respaldando así la solidez de las operaciones de TI que albergan.

Infraestructura de red

La infraestructura de red en un centro de datos es la columna vertebral que respalda todas las operaciones de TI. Consiste en recursos de hardware y software de una red completa que permiten la conectividad, la comunicación, los procesos y la gestión de la red de una red empresarial. Los componentes cruciales incluyen enrutadores, conmutadores, firewalls, servidores, sistemas de almacenamiento y el software utilizado para ejecutarlos y administrarlos. Una infraestructura de red bien diseñada mejora la eficiencia del centro de datos, admite la transferencia de datos a alta velocidad y refuerza la solidez de la instalación. Debe ser escalable para adaptarse al crecimiento futuro y lo suficientemente flexible para adaptarse a las necesidades empresariales en evolución. Con la infraestructura de red adecuada, las empresas pueden garantizar altos niveles de rendimiento, confiabilidad y seguridad, al mismo tiempo que hacen un uso óptimo de sus recursos de TI.

Monitoreo y Mantenimiento

El monitoreo y el mantenimiento son aspectos fundamentales de la operación exitosa de un centro de datos. El monitoreo rutinario de la infraestructura del centro de datos garantiza un rendimiento óptimo y la detección temprana de problemas potenciales. Esto implica rastrear el estado de los servidores, equipos de red, sistemas de energía y mecanismos de enfriamiento, a menudo utilizando software sofisticado que proporciona alertas en tiempo real y datos completos de rendimiento. En términos de mantenimiento, el servicio y las actualizaciones regulares son cruciales para mantener la longevidad y la eficiencia operativa del equipo. Esto incluye actualizar el software, reemplazar el hardware antiguo y probar los sistemas de respaldo y los protocolos de recuperación ante desastres. Una estrategia integral de monitoreo y mantenimiento minimiza el tiempo de inactividad y optimiza el rendimiento general del centro de datos, convirtiéndolo en un componente integral de una gestión eficaz del centro de datos.

La evolución de los centros de datos

La evolución de los centros de datos
La evolución de los centros de datos
Fuente de imágenes: https://www.slideshare.net/

El pasado: centros de datos tradicionales

Los centros de datos tradicionales, que dominaron el panorama de TI en el pasado, se caracterizaban por su presencia física. Estas instalaciones albergaban numerosos servidores, sistemas de almacenamiento y equipos de red en un espacio amplio y exclusivo. A menudo, eran propiedad de las empresas que los utilizaban y estaban operados por ellas, lo que requería una importante inversión de capital en hardware y bienes raíces. Su diseño hacía hincapié en la capacidad y el rendimiento, pero a menudo a expensas de la eficiencia y la escalabilidad. El consumo de energía era alto, la refrigeración era un desafío continuo y las limitaciones de espacio físico limitaban el crecimiento. Además, la gestión de estos centros de datos requería amplios recursos de TI, incluido personal para encargarse del mantenimiento, la resolución de problemas y las actualizaciones. A pesar de estos desafíos, los centros de datos tradicionales eran la columna vertebral de la industria de TI, permitiendo a las empresas almacenar, procesar y distribuir datos a una escala antes inimaginable.

El presente: centros de datos modernos

Los centros de datos modernos representan una evolución significativa con respecto a sus homólogos tradicionales. Un elemento central de esta transformación es la adopción de tecnologías de virtualización y basadas en la nube, que ofrecen eficiencia, escalabilidad y flexibilidad sin precedentes. En lugar de alojar hardware físico en una instalación dedicada, los centros de datos modernos aprovechan servidores virtuales y sistemas de almacenamiento que pueden ampliarse o reducirse rápidamente para satisfacer las necesidades empresariales dinámicas. Esto elimina las limitaciones físicas asociadas con los centros de datos tradicionales y reduce drásticamente la necesidad de energía y refrigeración. Además, los centros de datos modernos suelen utilizar un enfoque de centro de datos definido por software (SDDC), donde los recursos, incluidas las redes, el almacenamiento y el procesamiento, se abstraen del hardware y se administran a través de una interfaz de software. Esto permite operaciones optimizadas, gestión automatizada y una rápida implementación de recursos, lo que reduce significativamente los costos operativos. Además, la integración de tecnologías de inteligencia artificial y aprendizaje automático facilita el análisis predictivo, lo que da como resultado una resolución proactiva de problemas, una gestión optimizada de la carga de trabajo y medidas de seguridad mejoradas. Al aprovechar estos avances tecnológicos, los centros de datos modernos no son sólo depósitos de datos, sino activos vitales y con capacidad de respuesta que impulsan la innovación y el crecimiento empresarial.

El futuro: centros de datos de Google

Si miramos hacia el futuro, los centros de datos de Google están a la vanguardia de esta evolución, presagiando una nueva era de innovación y eficiencia en la gestión de datos. Google es pionero en la próxima generación de centros de datos, caracterizados por niveles aún más avanzados de virtualización, automatización e inteligencia artificial. Sus centros de datos funcionan con tecnologías innovadoras como unidades de procesamiento tensorial (TPU), diseñadas para acelerar las cargas de trabajo de aprendizaje automático, y soluciones de refrigeración avanzadas que utilizan IA, lo que reduce drásticamente el uso de energía. Además, el compromiso de Google con las energías renovables y la sostenibilidad establece un punto de referencia para la industria. Sus centros de datos se encuentran entre los más eficientes energéticamente del mundo y Google se ha comprometido a operar sin emisiones de carbono para 2020. Además, Anthos de Google Cloud permite a las empresas ejecutar aplicaciones en cualquier lugar de forma segura, consistente y confiable, redefiniendo así el concepto de datos. centros más allá de las ubicaciones físicas y en espacios de nube híbrida y multinube. Al ampliar los límites de lo que es posible, los centros de datos de Google están preparados para redefinir el panorama de la gestión de datos, ofreciendo oportunidades sin precedentes para que las empresas aprovechen los datos en su viaje de transformación digital.

Referencias

  1. Google. (2021). Centros de datos. Obtenido de https://www.google.com/about/datacenters/
  2. Nube de Google. (2021). Anthos. Obtenido de https://cloud.google.com/anthos
  3. IA de Google. (2021). Unidades de procesamiento tensorial (TPU). Obtenido de https://ai.google/research/pubs/pub46127
  4. Sostenibilidad de Google. (2021). Nuestro compromiso con un futuro sostenible. Obtenido de https://sustainability.google/intl/en/commitments-and-progress/
  5. Noticias de Google. (2020). Google realiza la mayor compra corporativa de energía renovable de la historia. Obtenido de https://blog.google/outreach-initiatives/sustainability/our-biggest-renewable-energy-purchase-ever/

Recomendar producto200G QSFP56-DD

Preguntas frecuentes

Preguntas frecuentes

P: ¿Qué es un centro de datos?

R: Un centro de datos es una instalación física que alberga una red de computadoras y sistemas de almacenamiento, junto con la infraestructura y los componentes asociados, para almacenar, procesar y distribuir grandes cantidades de datos.

P: ¿Por qué son importantes los centros de datos?

R: Los centros de datos son cruciales para las organizaciones que dependen de la tecnología para operar y almacenar sus datos. Proporcionan un entorno seguro y controlado para albergar servidores, dispositivos de red y sistemas de almacenamiento, garantizando la disponibilidad y confiabilidad de los datos.

P: ¿Cuáles son los componentes principales de un centro de datos?

R: Los componentes principales de un centro de datos incluyen servidores, sistemas de almacenamiento, dispositivos de red, sistemas de refrigeración, sistemas de suministro de energía y sistemas de seguridad. Estos componentes trabajan juntos para respaldar las operaciones y la funcionalidad del centro de datos.

P: ¿Cuál es la función de un centro de datos?

R: La función principal de un centro de datos es almacenar, gestionar, procesar y distribuir datos. Proporciona la infraestructura y los recursos necesarios para respaldar las operaciones de diversas tecnologías y servicios, incluida la computación en la nube, la virtualización y la gestión de bases de datos.

P: ¿Qué es la nube y cómo se relaciona con los centros de datos?

R: La nube se refiere a la prestación de servicios informáticos, como almacenamiento, servidores, bases de datos y software, a través de Internet. Los centros de datos son cruciales para proporcionar la infraestructura y los recursos para que los proveedores de servicios en la nube alojen y administren estos servicios.

P: ¿Qué es una nube híbrida?

R: Una nube híbrida combina servicios de nube pública y privada. Permite a las organizaciones una mayor flexibilidad y control sobre sus datos al aprovechar tanto los recursos locales como los servicios en la nube proporcionados por centros de datos externos.

P: ¿Qué es la colocación y cómo se relaciona con los centros de datos?

R: La colocación se refiere a alojar servidores y hardware en una instalación de centro de datos de terceros. Los centros de datos de colocación brindan la infraestructura necesaria, como energía, refrigeración y seguridad, para que las organizaciones alojen sus equipos mientras aprovechan los beneficios de un entorno de centro de datos profesional.

P: ¿Cuál es el papel de la arquitectura del centro de datos?

R: La arquitectura del centro de datos se refiere al diseño y la estructura de un centro de datos. Implica planificar el diseño, la organización y la conectividad de los distintos componentes dentro de un centro de datos para optimizar el rendimiento, la escalabilidad y la eficiencia.

P: ¿Cómo ha evolucionado el centro de datos?

R: El centro de datos ha evolucionado significativamente, adaptándose a los avances tecnológicos y a la creciente demanda de potencia informática y almacenamiento. Inicialmente, los centros de datos eran salas simples con computadoras centrales, pero ahora se han transformado en instalaciones sofisticadas con infraestructuras avanzadas de redes, virtualización y nube.

P: ¿Cuáles son los componentes principales de la infraestructura de un centro de datos?

R: Los componentes centrales de la infraestructura de un centro de datos incluyen sistemas de suministro de energía, sistemas de enfriamiento y sistemas de redes. Estos componentes garantizan la disponibilidad, confiabilidad y rendimiento de los equipos y servicios del centro de datos.

Facebook
Gorjeo
Reddit
LinkedIn
Productos de AscentOptics
Publicado recientemente
Contacto AscentOptics
Formulario de contacto Demostración
Vuelve al comienzo